Crónica del Comité Científico XXXVIII Jornadas de Economía de la Salud, Las Palmas de Gran Canaria

Muchas gracias a todos por compartir la decisión de venir a las trigésimas octavas Jornadas de AES, celebradas en Las Palmas de Gran Canaria del 20 al 22 del pasado mes de junio. Este año jugábamos con la ventaja de la belleza de las islas, su acogedora gente y el cariño que este lugar siempre ofrece a sus visitantes, así que el programa científico debía estar a la altura, manteniendo el gran nivel establecido por las precedentes en los últimos años. La verdad es que en el Comité Organizador, la Junta Directiva de AES y el Comité Científico, consideramos que se cumplió el objetivo de generar un espacio de debate amplio, profundo y agradable acerca de las decisiones compartidas, y esta crónica pretende justificar esa creencia.

Empezamos el martes 19 de junio en el Taller pre-congresual titulado “Advanced Methods for Adressing Selection Bias in Real-World Effectiveness and Cost-Effectiveness Studies”, con el catedrático Dr. Richard Grieve, de la London School of Hygiene and Tropical Medicine, y el Dr. Stephen O’Neill, de la National University of Ireland. El Taller estuvo coordinado por Javier Mar y ofreció métodos de vanguardia para abordar problemas de sesgo de selección cuando se usan datos derivados de estudios observacionales para estimar la efectividad de una intervención y su relación coste-efectividad. Tras el Taller, se llevó a cabo la “Feria de las Decisiones Compartidas en Salud”, una actividad participativa en la que se presentaron propuestas para implicar al ciudadano en el fomento de los cuidados de la salud, así como la segunda edición de la CarrerAES. Ambas iniciativas tuvieron un gran éxito gracias a los asistentes y al fantástico trabajo del Comité Organizador.

Con la posibilidad de llegar a las Jornadas paseando por las Canteras hasta el Auditorio Alfredo Kraus, las Jornadas se inauguraron el miércoles 20 de junio de la mano de la Dra. Laura Vallejo, Presidenta del Comité Organizador, del Dr. Eduardo Sánchez, Presidente de AES, de la Presidenta del Comité Científico, Dra. Marta Trapero-Bertran, del Excelentísimo Señor Don Rafael Robaina, Rector Magnífico de la Universidad de las Palmas de Gran Canaria, del Excelentísimo Señor Don José Manuel Baltar, Consejero de Sanidad de las Palmas de Gran Canaria, y de todos los asistentes. La elección del lema: “Compartiendo decisiones: ¿Qué cambios se requieren?” siempre tuvo el objetivo de promover la idea de que el éxito está en aquellos trabajos, aquellas decisiones, aquellas políticas a las que se llegan aunando diferentes puntos de vista, y escuchando y compartiendo experiencias y conocimiento.

El programa científico contenía 93 comunicaciones orales y 65 gráficas, 3 conferencias plenarias, 5 mesas de ponencias, 6 sesiones organizadas, 20 mesas de comunicaciones, 14 sesiones de comunicaciones gráficas, 4 speaker’s corners y una sesión de presentación de libros. Poco tiempo nos iba a quedar para disfrutar de la playa, aunque la tuvimos muy cerca todos los días.

La conferencia inaugural fue a cargo del catedrático de la London School of Economics, Professor Alistair Mc Guire, quien revisó diferentes métodos cuantitativos para medir decisiones compartidas. El ponente destacó el empleo de Discrete Choice Experiment para medir las preferencias de los pacientes y la necesidad de tener mayor acceso a datos de la vida real, reconociendo que la elección de los atributos no era fácil, y la importancia de intentar demostrar el beneficio de compartir decisiones.

Después le siguió la primera mesa de ponencias, bajo el título “Decisiones clínicas compartidas entre médico y paciente” que moderó Ricard Meneu, y en la que Pedro Rey nos adentró en la economía del comportamiento, realzando la necesidad de analizar cómo se puede compartir la información entre médico y paciente y el desconocimiento general de cuáles son nuestras preferencias reales, haciendo hincapié en la psicología económica. Durante la pausa para la comida, el Consejero José Manuel Baltar y el Catedrático Alistair McGuire nos acompañaron en los speaker’s corners. Después de las mesas de comunicaciones y de dos sesiones organizadas donde se habló del Retorno Social de la Inversión, y de la Red de Evaluación de Tecnologías Sanitarias y sus avances, se cerró el día con la primera sesión organizada AESEC para investigadores noveles en Economía de la Salud. Después de un proceso de selección previa, se escogieron tres trabajos que fueron explicados y comentados por tres expertos en esas líneas de investigación. En definitiva, a lo largo de este día se destacaron mensajes como que las decisiones en materia sanitaria han de adoptarse de manera informada, basadas en evidencia científica; la importancia y necesidad de fomentar la evaluación de las políticas de salud; y la importancia de fomentar modelos participativos con los pacientes, para los cuáles hay que formar e informar, empoderándolos en la toma de decisiones.

El jueves 21 de junio comenzó con la mesa de ponencias coordinada por Sandra García Armesto bajo el título “Datos de la vida real: retos a las decisiones compartidas”, que nos dejó varios mensajes. Enrique Bernal comentó que el exceso de publicidad podría llegar a arruinar la potencialidad del “Big data” y explicó el proyecto BIGAN liderado por el Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud. Martin Krallinger destacó el “machine learning”, y las acciones que se están llevando a cabo acerca de las tecnologías de lenguaje y minería de texto con el Plan de Impulso de las Tecnologías del Lenguaje. Por último, Mario Pascual abordó mediante ejemplos los desafíos de la telemedicina para trasladar la consulta a la cabecera del paciente. En la mesa de ponencias “¿Qué podemos aprender de otras disciplinas que tienen más experiencia en compartir decisiones?” se dejaron mensajes como que predomina la toma “irracional” de decisiones a nivel individual en las elecciones frente a la salud y a la enfermedad, circunstancia que conviene no olvidar cuando se pretende la decisión compartida con el paciente.

A nivel global, son notorias las dificultades para la implementación de políticas para la toma de decisiones compartidas entre nivel central, regional e internacional, así como para compartir esfuerzos en la lucha contra el cambio climático o en la búsqueda de un desarrollo económico sostenible. Para tomar decisiones correctas a nivel micro, meso y macro resulta fundamental recopilar y gestionar información de otras áreas. A lo largo de la pausa para la comida, los catedráticos Félix Lobo y Jeff Harris nos deleitaron con su experiencia y opinión en los speaker’s corners. Después de comer, la Dra. Odette Wegwarth nos hizo reflexionar sobre la confusión de conceptos o el extendido “analfabetismo” – en inglés illiteracy puede parecer menos fuerte entre los clínicos a la hora de comunicar, calcular o transmitir algunos datos estadísticos que informan o pueden llegar a informar las decisiones sanitarias de un país. La última mesa de ponencias del día, sobre “Decisiones compartidas al final de la vida”, nos ofreció una visión internacional de cómo contemplar el beneficio y los costes de las intervenciones al final de la vida, la aportación de la economía de la salud a los modelos organizativos de este tipo de cuidados, y el plan de cuidados paliativos diseñado en el País Vasco. En términos generales, a lo largo del día nos impregnamos de mensajes como la inequidad que existe con los copagos en medicamentos actuales, no pensando en los pensionistas sino en los activos pobres, y que, por tanto, el sistema de copagos debería adaptarse a la renta de los beneficiarios. Otros mensajes relevantes fueron que los cuidados informales peligran, ya que cada vez hay más personas solas y familias con menos miembros, que hay que entender el desarrollo de la Ley de la Dependencia como una inversión en salud y no meramente un gasto, y que hay que mejorar el proceso de toma de decisiones compartidas al final de la vida teniendo en cuenta que los últimos días de vida en el hogar producen un menor uso de recursos en el sistema sanitario y una mejora de calidad de vida para los pacientes y personas cuidadoras.

La mañana del viernes, último día de las Jornadas, siempre parece difícil, y más después de una excelente y copiosa cena en el Jardín Botánico de la Marquesa de Arucas, organizada, más que con esmero, con mimo, por el Comité Organizador, y las celebraciones post-cena. Pero este año aun pintaba peor, pues empezamos con el sobresalto de la ausencia inesperada de dos de los ponentes en la mesa y del moderador que trataba sobre el análisis de decisión multicriterio. Ello puso a prueba tanto la pericia como la cintura del Comité Científico, y los ponentes de emergencia, Toni Gilabert y Marta Trapero. Creemos que nadie echó en falta a los ponentes ausentes, lo cual dice todo en favor del tema y de los participantes. La mesa nos dejó mensajes relevantes como que este tipo de análisis presenta fortalezas (ponderaciones cuantitativas y una lista explícita de los diferentes criterios, o también que democratiza la planificación, siempre que se incluyan todos los agentes en el análisis), si bien, aunque se alude que este análisis mejora el proceso deliberativo de la toma de decisiones, la evaluación económica también puede aportar un marco racional y transparente; de ahí que estas herramientas sean complementarias y no sustitutivas. Las Jornadas se cerraron con la conferencia de clausura del médico y catedrático de economía del MIT Jeffrey Harris, que es siempre una apuesta segura, quien nos hizo reflexionar sobre los conflictos de interés entre médico y paciente, la baja tasa de cumplimiento de tratamientos por parte de los pacientes y el proceso de decisión compartida entre médico y paciente entendido como un proceso de negociación. Por último, el acto de clausura de las Jornadas fue más sencillo que nunca teniendo en cuenta que la nueva Presidenta de AES, la Dra. Laura Vallejo, también representaba la presidencia del Comité Organizador, siendo un acto de cierre mano a mano con la Dra. Trapero-Bertran.

Tres días compartiendo y escuchando a diferentes agentes del sistema, aunando puentes, con el objetivo de alcanzar decisiones más informadas y más eficientes. ¡Muchas gracias a todos los que lo habéis hecho posible!

 

Comité Científico de las XXXVII Jornadas

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code

2 ideas sobre “Crónica del Comité Científico XXXVIII Jornadas de Economía de la Salud, Las Palmas de Gran Canaria”